MADRE- GABRIEL HERNÁNDEZ

MADRE

Ahora ves a este hombre cansado que te mira

con la emoción de siempre. Y un día, cuando vuelvas,

me buscarás en vano” ELOY SÁNCHEZ ROSILLO


La vida era la limpia llegada de la luz

sobre la habitación deshabitada

de la infancia.

Todo estaba ya allí.


La sonrisa y el llanto en un mismo relámpago

inauguran las tinieblas pacíficas

del vientre de la madre. A su abrigo nacemos

con el sello indeleble de la espera

y el tránsito.


Carne sobre la carne, sangre a sangre,

nacemos; y pulso a pulso, venimos

a las entrañas de otra madre

que gesta su alumbramiento íntimo

en la sombra, como una fiera amable.


Desde siempre llegamos a su grávido vientre.

Vamos llegando, pausadamente,

a su comienzo sin final, hasta besarnos

su cálida luz fría tras la luz.


Morir. Vivir. Tal la herida, la gracia

intermitente que gozamos en la vigilia de este sueño

donde creemos escribimos nuestra vida.


Gabriel Hernández Molero

4 comentarios

  1. Es lo hermoso de las palabras… lo que cala y te abriga al tiempo.

  2. Hola Gabriel. Pasendo por el mecadillo de Silla, encontre un rincón conocido, de poetas en fiesta
    en una asociación de amigos. Me quedé con un libro que leí somero, y encontré a un “poeta” Gabriel Hernández Molero. Después, al entrar en la web, estaba en lo cierto. Te saluda “Orfelunio”, otro del gremio.

    http://www.mundopoesia.com/foros/poetas/40859-orfelunio.html

  3. Muchas gracias por tu comentario.
    Me ha sido grato encontrarte en mundopoesia.
    Un cordial saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: